octubre 2, 2017

En México, el principal objetivo de ahorro de los mexicanos es la educación pues se le considera una inversión que permite abrir puertas laborales. Sin embargo, aunque sea una prioridad, muy pocos son los que están preparados económicamente para pagar la educación universitaria de sus hijos. Ya sea en una escuela pública o privada, el gasto es importante y puede llegar a más de $600 000 pesos.

¿Suena algo pesado verdad? Pero no te preocupes, asegurar el futuro de tus hijos es posible si destinas desde ahora una suma de dinero a los instrumentos adecuados. Existen tres principales instrumentos, que no solo te permiten ahorrar para la educación de tu hijos, sino que en algunos casos, éste estará trabajando y con el paso de los años aumentará su valor.

FIDEICOMISO

De acuerdo con la CONDUSEF, el fideicomiso es “una figura jurídica mercantil, a través de la cual una persona física o moral destina ciertos bienes a un fin lícito determinado”.

Para abrir un fideicomiso se tiene que depositar mínimo 10 o 20 mil pesos, aunque hay empresas que piden más, por el gasto de administración. Dependiendo del fideicomiso que elijas tu ahorro generará rendimientos o no. La ventaja de esta herramienta es que NADIE puede tocar el dinero (ni si llegaran a embargarte) y cuando el “fiduciario”, en este caso tu hijo, tenga la edad adecuada, se le entrega el monto total. Él puede decidir si quiere el dinero en una sola exhibición o en mensualidades para administrarlo mejor.

SEGUROS DE EDUCACIÓN

Un seguro educativo es un producto financiero en el que el padre o madre del menor se compromete a pagar una prima durante cierto tiempo. Ya que diversas empresas otorgan este servicio, se pueden encontrar de diversos precios y modalidades. Cuando tu hijo cumpla 18 años se le entrega la suma asegurada y lo puede usar para lo que desee.

La ventaja de los seguros educativos, es que generalmente vienen acompañados de un seguro de vida. Así, en caso de una eventualidad, la aseguradora es la que se encarga de seguir pagando hasta que se cumpla lo pactado en el contrato.

FONDOS DE AHORRO

Es un instrumento a través del cual tu dinero genera rendimientos, éstos varían en función al riesgo que desees tomar y al tiempo que tu dinero permanece en el fondo. La ventaja de esta herramienta, es que puedes diversificar los instrumentos financieros en los cuales inviertes para que el riesgo común sea menor. En caso de emergencia, es posible retirar lo acumulado, aunque es probable que tengas que pagar alguna penalidad.

Un fondo de inversión se puede abrir desde $1 000 pesos y la aportación mensual puede ser desde esa misma suma y por el tiempo que desees. Si quieres conoces más detalles sobre esta opción, entra a leer nuestra guía sobre los fondos de inversión

¿Qué herramienta te conviene? Solo tú puedes saber que opción es la adecuada y ahorrar para la educación de tus hijos, en función de tus ingresos, objetivos y posibilidades. El primer paso es hacer un promedio del costo de las universidades en el país y agregar los diversos gastos que pueda tener. Antes de contratar, verifica los beneficios, requisitos y costos extras de cada opción y compara.

Comentarios

comentarios